Consejos para fomentar mi desarrollo personal

  Las personas suelen desear lograr un mayor desarrollo personal cuando padecen malestar psicológicodolor emocionalinsatisfacción, etc, que les lleva a buscar soluciones e intentar superarse a sí mismas. Algunas personas, pueden lograr el crecimiento personal por sí mismas, sin ayuda externa. Pero, ¿qué pasa con las que atraviesan un momento difícil?, ¿podemos apoyarnos en un psicólogo para lograr el crecimiento personal que deseamos?


En una ocasión, a través de las redes sociales, un seguidor manifestaba sus dudas respecto a que se pudiese responder de forma afirmativa a la última pregunta. Es común que ante una cuestión de este tipo surjan dudas debidas, la mayor parte de las veces, al desconocimiento existente respecto al campo de actuación de la psicología que en ocasiones, por amplio, puede resultar muy desconocido.

          Si tenemos en cuenta que la psicología (palabra de origen griego: “estudio o tratado del alma”) es la ciencia que estudia la conducta y procesos mentales de las personas: emociones, percepción, atención, personalidad, relaciones sociales,etc… resulta más fácil entender que la psicología abarca la totalidad de lo que somos o hacemos. Y en cuanto a lo que esto puede aportar a nuestro desarrollo personal, aquí tienes algunos de los aspectos que puedes trabajar junto a tu psicólogo coach:

Relaciones personales.Como seres sociales que somos necesitamos mantener relaciones personales y que éstas sean lo más sanas y satisfactorias posible.

Habilidades sociales. Muy relacionado con el punto anterior, alguien con unas deficientes habilidades sociales, muy dificilmente logrará alcanzar el desarrollo personal deseado, puesto que interferirá en su vida social y laboral.

Motivación. La falta o los problemas de motivación nos hará estancarnos y entorpecerá nuestro avance.

Metas. El psicólogo ayudará a aquellos con dificultades a la hora de definirlas o ir a por ellas, pues el éxito dependerá en gran medida de el qué, el cómo y el cuándo.

Atención. Debemos controlar y dirigir nuestra atención, tanto para llevar a cabo nuestros  objetivos como para centrarnos en lo que realmente puede aportar aportar algo positivo a nuestra vida.

Emociones. Saber regular nuestras emociones y gestionarlas de modo adecuado cuando aparecen es básico para la ejecución y el disfrute de aquello cuanto nos propongamos hacer.

Presencia de trastornos. Los trastornos o desequilibrios mentales, de no ser controlados y tratados pueden llevarnos a fracasar en nuestro intento de vivir una vida plena y feliz.

Afrontamiento. La vida no siempre es un camino de rosas y el modo en que afrontemos los escollos que van surgiendo puede determinar cómo va a transcurrir el resto del trayecto.   

Estrés. En la sociedad actual el estrés está siempre al acecho, pudiendo interferir en todo cuanto hagas.

Autoestima. Aquel que tenga la autoestima “tocada” verá frenadas sus posibilidades. Saber buscar cuáles son nuestros puntos fuertes y no sólo fijarnos en nuestras debilidades.

        Estos 10 aspectos a tener en cuenta no deben hacernos olvidar que no todas las personas que sientan insatisfacción con su vida tendrán déficits en todos estos puntos, ya que en la práctica cada uno presentará sus necesidades y puede necesitar trabajar en estos y otros aspectos en mayor o menor medida.

 En resumen, dado que un psicólogo puede ayudar a la persona a lograr un equilibrio emocional, a focalizar su atención, a mejorar sus relaciones interpersonales y su autoestima, a perseguir sus objetivos, controlar el estrés que en ocasiones es tal que entorpece todo lo que hacemos, etc. Podemos concluir que la psicología no sólo es útil para aquellas personas que padecen algún trastorno mental, sino también para aquellos que quieran alcanzar todo su potencial.

Please follow and like us:
error

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

logo Radio Passion